NO A LA COMPENSACIÓN DE ALTICE

Estas de acuerdo con la compensación que te entregó Altice por estar incomunicado durante 3 días?

No es lo mismo Compensación que Indemnización

El pasado 27, 28 y 29 de marzo del 2019, los usuarios de los servicios de telecomunicaciones de ALTICE DOMINICANA (alrededor de 3,000,000 de líneas de telefonía Móvil), fueron objeto de una interrupción en el servicio por espacio de 36 horas; al día de hoy esta prestadora no ha rendido el informe correspondiente al Instituto Nacional de Las Telecomunicaciones (INDOTEL) sobre el origen de la falla, sus causas y el por que los sistemas de alternos y emergencia par garantizar el servicio no surtieron efecto, lo que implica que en cualquier momento nos pudiéramos ver nuevamente en esta situación.

Hoy día la República Dominicana cuenta con una normativa para la protección del Derecho del Consumidor (Ley 358-05) y consagra el derecho del consumidor como un derecho constitucional según lo establece el articulo 53, es hora de que las instituciones estatales (PROCONSUMIDOR Y EL DEFENSOR DEL PUEBLO), ejerzan sus verdaderas funciones en para hacer valer el derecho de los consumidores y que el ciudadano en sentido general despierte y reclame sus derechos.

El día 2 del mes de abril ALTICE propuso una compensación de un diez por ciento (10%) de la facturación a los clientes afectados como forma de compensación, la cual era mandatoria según el reglamento de telecomunicaciones para reponer las horas de servicio no suministrada, sin embargo esta compensación NO es una indemnización para los daños y perjuicios causado a los usuarios. ¿Cuántos negocios dejaron de facturar?, ¿Cuántas personas perdieron negocios, ventas, se vieron afectados de temas de salud o seguridad?. Nuestro sistema de responsabilidad civil (Art. 1382 C.C) pone a cargo de cada persona que genera un dañó su obligación de repáralo, en consecuencia entendemos que ALTICE debe ser conminada a una reparación justa de los daños causados por la falta de servicio, servicio que se constituye en una responsabilidad objetiva del proveedor y debe garantizar a los usuarios un servicios intrépido.

RECLAMEMOS NUESTROS DERECHOS

Ángel Casimiro Cordero

Egresado del Colegio Loyola de Santo Domingo, en el año 2000 y de inmediato ingresa a la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra Recinto Santo Tomas de Aquino, de donde obtiene su licenciatura en derecho en 2004, posee Maestría en Derecho Procesal Penal de la Universidad Autónoma de Santo Domingo y un dilatado ejercicio en el área civil desde la Oficina Tavares, de la mano de los Licdos. FROILAN TAVARES y JOSE TAVARES, donde ejerció por espacio de 10 años, actualmente ejerce desde su propia firma, CORDERO SALADIN, ABOGADOS y cuenta con un ejercicio profesional de mas de 15 años.

Ha dedicado sus estudios al área de DERECHO DEL CONSUMIDOR y DERECHOS CONSTITUCIONALES, de donde le nace la necesidad de impulsar un cambio de paradigma en el ejercicio del derecho en estas materias, sus actores y el respeto del ciudadano, mediante el desarrollo de movimientos sociales y accesoria jurídica para las personas afectadas.

Luchemos por los derechos de la ciudadanía

Hay muchas cosas que deben ser cambiadas, pero si no reaccionamos, nunca podremos lograrlas. Unámonos todos y hagamos que nuestras voces sean escuchadas.

Contáctanos

Cuando se comete una injusticia, deben agotarse todos los medios para que las víctimas sean resarcidas